Frente de Seguridad Empresarial

 

 

 

 

 

Las siguientes son recomendaciones de seguridad para no ser víctima de algún delito en su lugar de residencia:

 

HURTO DE RESIDENCIAS

 

Falso allanamiento: Mediante la suplantación de la autoridad, los delincuentes simulan diligencias judiciales, con el ánimo de facilitar el ingreso al inmueble de la víctima.

 

 

Falso visitante: Los delincuentes simulan el interés por la compra o arrendamiento de un inmueble con el fin de acceder al conjunto residencial, cometiendo hurtos en aquellos inmuebles que se encuentran sin su morador.

 

 

Falso vecino: Con el fin de analizar los hábitos de la víctima, los delincuentes toman en arriendo un inmueble contiguo; utilizan personas especializadas en apertura de cerraduras, candados y chapas de seguridad; escalan paredes y desactivan alarmas e ingresan a las residencia hurtando elementos de valor.

 

 

Falso abogado o llamada millonaria: Mediante maniobras engañosas los delincuentes convencen a la empleada del servicio doméstico, u otra persona presente en la vivienda, que su empleador o pariente se encuentra en serios problemas legales, por lo que es necesario sacar todos los objetos de valor; un supuesto abogado llega hasta la residencia y recoge los elementos que se le entregan desprevenidamente.

 

 

Suplantación de Empresas de Servicios Públicos: Los delincuentes obtienen con facilidad elementos característicos (overoles, cascos, escaleras, eslogan) que les permite suplantar a los funcionarios de servicios públicos, favoreciendo los desplazamientos sin llamar la atención, aprovechando los problemas que se presentan con los servicios públicos en diferentes zonas, la confianza del ciudadano y su deseo de superar los inconvenientes de su vivienda.

 

RECOMENDACIONES DE SEGURIDAD CONTRA ESTE DELITO

 

 

Nunca deje su casa y/o apartamento sola (o), si por algún motivo requiere salir y dejar la vivienda sin vigilancia, solicite la colaboración de los vecinos para que estén atentos a llamar a las autoridades en caso de presentarse un problema.

 

Conozca a sus vecinos, pueden ser de gran utilidad en caso de emergencia, obtenga sus teléfonos para comunicarse en caso de peligro o avisos de anomalías que observen. 

 

No ofrezca hospedaje a personas extrañas en su vivienda, pueden ser una amenaza.

 
Cuando salga de su residencia, cerciórese de las personas extrañas o sospechosas alrededor de la casa, en caso de sospecha llame a la Policía (123).

 

No acepte personas que pretendan ingresar a su residencia con pretexto de arreglar, vender o revisar daños. Pídales la respectiva identificación y corrobórela con la empresa a la que dicen pertenecer. 

 

En su residencia tenga a la mano los números telefónicos de las autoridades policivas o de seguridad, preferiblemente las más cercanas a su residencia.

 

Procure que las personas de confianza que tengan acceso a su residencia sean cuidadosamente seleccionadas.

 

Absténgase a suministrar la dirección de su residencia a desconocidos. 


Advierta a su familia sobre la necesidad de abstenerse de suministrar información sobre horarios, sitios a frecuentar, viajes, etc.

 

Mantenga las llaves de la casa en sitios especiales, en caso de pérdida ya sea total o temporal, reemplace las cerraduras.

 

Antes de contratar a alguien para prestar servicios en su hogar, cerciórese bien de su identificación completa (nombres y apellidos, cédula de ciudadanía y dirección de la residencia), que referencias comprobables tiene y verificarlas.

 

No se confié de agencias de empleo que no posean métodos de selección de este personal, que no ofrezcan garantías.

 

No reciba a la primera que se le aparezca u ofrece, sin conocer de quien se trate.


Instrúyala para que no abra la puerta a desconocidos o atienda llamadas telefónicas suministrándole al interlocutor datos personales o de la residencia.

 

Tenga cuidado con sus objetos de valor, guárdelos en sitios seguros con llave, cajas fuertes o cofres de seguridad.
No haga comentarios sobre su familia o bienes delante de ellos sea precavido (a), puede despertar la codicia.

 

Esté pendiente de cualquier cambio repentino de actitudes en el personal doméstico.

 

 

 

 

 

 

skype  facebook  twitter youtube

 Sede Administrativa Transversal 27 A # 53B-13 / Sede Capacitación Carrera 27 A # 53A-33 / PBX: (1) 3126542 / Fax: (1) 3456246

Línea Gratuita Nacional: 018000110744 / Línea de emergencia Jurídica: 3103018235

PQRS: peticiones@asocoldro.com   -  DENUNCIAS: denuncias@asocoldro.com

Barrio Galerías, Bogotá, Colombia

REDES SOCIALES-003 1

 


Asocoldro© 2017